• Martes 18 Septiembre 2018
  • 8:16:42
  • Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  • 19°C - 66°F
  1. Martes 18 Septiembre 2018
  2. 8:16:42
  3. Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  4. 19°C - 66°F
  5. Siguenos en Facebook - eldiariodechihuahua.mx
  6. Siguenos en Twitter - eldiariodechihuahua.mx

Cuauhtemoc

Un desayuno para el alma

Manuel Salcedo/El Diario | Miércoles 21 Febrero 2018 | 15:20 hrs
Cuauhtémoc.- Son las 6 de la mañana y tan solo minutos después, empieza el festival de olores que emanan del desayuno que Irma Dolores González, “Lolita”, prepara para los 80 niños que habrán de asistir al Desayunador Infantil que se ubica en la calle Reforma, a un costado de catedral y que, además del alimento para el cuerpo, ofrece ese desayuno para el alma de los 80 niños que se llegan a atender en un día por la Fundación Palabra Viva.



El olor a chilaquiles verdes, huevo con ejote y arroz, inunda la pequeña sala con mesas de madera que conforman el desayunador, al fondo, se aprecia una especie de mural con fotografías del equipo de trabajo del desayunador y las decenas de niños que, de no acercarse a recibir el alimento en este lugar, irían en ayunas a la primaria.

Llegan las 7 de la mañana y empiezan a llegar los niños, solos o con sus madres, antes de llevarlos a escuelas como la Sertoma del Barrio Viejo, algunos solo llegan a desayunar, porque han decidido llevar una vida en la calle, a ellos, se les ofrece además del alimento, la libertad de tomar un baño caliente y algo de ropa que disponen en un closet, fruto de las donaciones de la sociedad.

En solo media hora, los menores ya tienen en sus mesas servido el suculento platillo que se prepara además de con mucho cuidado e higiene, esa pizca de amor que lleva a los niños a tomar a Lolita, a Iveth y las maestras, Liz y la maestra menonita Mary, como una segundas madres.

“Aquí hay de todo, usted no se imagina” comenta Lolita, quien explica que hay casos muy difíciles como niños drogados o víctimas de abusos, explotaciones y violaciones, que también son atendidos, gracias a la coordinación que se tiene con asociaciones como la casa hogar Vida 180 o dependencia “Somos muy buenos para juzgar, pero ya te metes en la vida de los niños y es muy pesado”.

Ahí es donde los menores tienen, además del alimento, una serie de normas que deben de seguir y que se van convirtiendo en parte de sus normas morales de conducta, se agradece por el alimento y por quienes lo proveen, se lavan las manos y la cara, entre ellos se tienen ya códigos de conducta como el evitar el apodo a los demás o el decir algún disparate, “entre ellos mismos se corrigen” menciona Lolita quien dice “como andan en la calle, pues ellos no conocen de eso en la calle”.

“La bendición nunca hay que retenerla, siempre hay que compartirla” menciona Lolita quien explica que cuando la bendición de recibir alimento en especie, es suficiente para dar el alimento a los menores y sobra el alimento, éste se reparte entre alguna familia que esté en condición de pobreza, lo que se prepara, sirve pues para ayudar siempre a quien padezca el hambre, precepto bíblico que es parte de la esencia de este proyecto que la Fundación Palabra Viva pregona con hechos concretos.

Así, entre los vaivenes de la escasez en los donadores de alimentos en especia y la abundancia de caras felices y estómagos llenos por el alimento que se recibe en el Desayunador Infantil, la Fundación Palabra Viva está siempre abierta a esa ayuda solidaria con esta titánica misión de alimentar a quienes no tienen, y de brindar esos elementos que desde su perspectiva religiosa, se convierten en un desayuno para el alma.

Este es un espacio de opinión abierto, sin embargo, los comentarios no deberán contener lenguaje soez ni ataques personales, de lo contrario serán eliminados.






Estás utilizando AdBlocker D: Quizás te interese este artículo