• Martes 18 Septiembre 2018
  • 10:16:33
  • Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  • 22°C - 72°F
  1. Martes 18 Septiembre 2018
  2. 10:16:33
  3. Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  4. 22°C - 72°F
  5. Siguenos en Facebook - eldiariodechihuahua.mx
  6. Siguenos en Twitter - eldiariodechihuahua.mx

Estado

Ya no recuerda su edad, pero aprende a leer y escribir

Maricela Morones/El Diario | Viernes 01 Julio 2016 | 09:05 hrs

El Diario |

Ciudad Juárez.- María Gutiérrez Benavente no recuerda su edad exacta, sólo sabe que tiene más de 90 años, los cuales que no le impiden acudir tres días a la semana a clases para concluir sus estudios de primaria.



“Yo sabía escribir poquito, leer se me dificultaba más, pero ahora que vengo a mis clases, ya escribo más, casi no me equivoco de letras”, dice.

Ella acude al Centro Comunitario Manuel Valdez, en el suroriente de la ciudad, donde se capacita en el programa de alfabetización del Instituto Chihuahuense de Educación para Adultos (ICHEA).

Doña Mary, como le llaman, recuerda que no pudo terminar sus estudios porque quedó huérfana desde muy chica y bajo el cargo de una tía que no le permitía ir a la escuela.

“Mis padres murieron cuando estaba chamaca y yo sí quería ir a la escuela, pero mi tía, con la que me quedé, me ponía hacer el quehacer de toda la casa y no me dejaba”, comenta mientras sostienen un lápiz y empieza a escribir.

Su cabello luce repleto de canas y ya le faltan varias piezas dentales, pero los más de 90 años y múltiples ocupaciones de su hogar no le han quitado las ganas de salir adelante.

María platica que tiene cinco hijos, siete nietos y un bisnieto a quien crió desde los cuatro meses de nacido y actualmente tiene siete años.

“Le digo que me va a alcanzar, pero me dice que no, que en cuanto termine la primaria me aviente la secundaria y yo la pienso mucho, pero yo creo que sí voy hacer la secundaria, ya que estoy aquí”, cuenta la estudiante.

Ella es originaria del estado de Durango, pero fue registrada en Ciudad Juárez. Afirma que es juarense porque aquí está toda su vida.

María lleva más de un mes y medio en clase, acude los lunes, martes y jueves de las 11:00 a 13:00 horas y refiere que no le gusta faltar a sus tutorías.

Asegura que desde que murió su esposo, hace dos años, se quedó muy sola en su casa y aunque una hija, dos nietos y su bisnieto viven con ella, necesitaba nuevas actividades.

“Yo acababa de alzar la casa, pero luego me estaba todo el día ahí y pues no estamos para perder el tiempo. Le hice caso a mis amigas y aquí venimos todas a las clases”, dice.

Menciona que durante toda su vida se dedicó a su familia, a criar a sus hijos y a cuidar de su esposo hasta que él falleció.

La mujer explica que prefirió salir a buscar una actividad antes que deprimirse y ahora busca darse la satisfacción de tener un título de educación primaria.

“Yo voy y les hablo a mis amigas o ellas pasan por mí a la casa para venir a las clases y en las tardes nos juntamos para hacer las tareas. Sepa Dios si nos salen bien, pero el intento le hacemos”, dice mientras suelta una carcajada.

José Inés Yáñez Gándara, asesor educativo del ICHEA, asegura que Doña Mary es muy inteligente, aunque por su avanzada edad escribe y lee lento.

María espera poder terminar sus estudios de primaria en un año y posteriormente cursar la secundaria. Asegura que éste es un objetivo personal, para demostrar que a cualquier edad se puede lograr lo que la mente se propone.

Este es un espacio de opinión abierto, sin embargo, los comentarios no deberán contener lenguaje soez ni ataques personales, de lo contrario serán eliminados.






Estás utilizando AdBlocker D: Quizás te interese este artículo