• Domingo 23 Septiembre 2018
  • 5:15:58
  • Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  • 14°C - 58°F
  1. Domingo 23 Septiembre 2018
  2. 5:15:58
  3. Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  4. 14°C - 58°F
  5. Siguenos en Facebook - eldiariodechihuahua.mx
  6. Siguenos en Twitter - eldiariodechihuahua.mx

Estado

Agricultura, principal enemiga de los humedales

Salud Ochoa | Sábado 03 Marzo 2018 | 12:22 hrs

El Diario |

Chihuahua, Chih.- La agricultura, el sobrepastoreo, el desarrollo urbano y de infraestructura son los principales enemigos de los humedales, particularmente en zonas áridas como Chihuahua donde, según expertos, se han perdido –de manera definitiva- espacios de este tipo que contaban con especies endémicas, e incluso existen ciudades que no tienen futuro debido a las condiciones de los acuíferos.



Alicia Melgoza, doctora en ciencias y catedrática de la Facultad de Zootecnia y Ecología de la Universidad Autónoma de Chihuahua –UACH-, explicó que la pérdida de humedales no se da a causa de la falta de lluvia, sino principalmente por acciones humanas como el cambio de uso de suelo que se hace, en la mayoría de los casos, sin ninguna autorización. 

“Se están teniendo estas pérdidas no tanto por la sequía sino por el cambio inmoderado de uso de suelo. Se puede hablar de que un porcentaje muy bajo de esos cambios son legales y el resto es ilegal. Los productores queman, tumban el matorral y se esperan a que el Gobierno los multe, pagan la multa y ya no pasa nada. Al modificarse la vocación del suelo se extrae el agua y el nivel es cada vez menor porque no hay recarga al subsuelo y los humedales se van perdiendo”.

En el estado, dijo, hay ciudades cuyo futuro es incierto mientras que el caso particular de la ciudad de Chihuahua, está ocasionando afectaciones a corto y largo plazo al acuífero del Sauz, mismo que “en algún momento colapsará”.

“Chihuahua tiene un popote directo en el Sauz y en algún momento lo vamos a hacer tronar. Anteriormente, a los costados de la carretera panamericana había muchos humedales porque de El Sauz hacia adelante es una cuenca cerrada donde de pronto afloraban pequeñas lagunas. Allí había especies de peces endémicos, pero como no era constante la presencia de agua, los peces se enterraban y esperaban a que llegaran las lluvias. Por otra parte Cuauhtémoc es una ciudad que no tiene futuro por las condiciones de sobreexplotación existentes”.

De acuerdo con Mauricio de la Maza, director de la organización Pronatura A.C, en el estado se han perdido por lo menos 10 humedales en las últimas dos décadas –junto con las especies que allí habitaban-  en municipios como Galeana, Ascensión y Ahumada.

“No estamos en contra del aprovechamiento del agua, lo importa es que se haga de manera que no las afecte negativamente”.

La apertura de un número cada vez mayor de pozos en las cercanías de los humedales afecta –explican los expertos- las condiciones de los mismos hasta llegar a situaciones irreversibles.

“Es necesario entender que es compatible conservar el medio ambiente con la agricultura y la actividad de recreo siempre y cuando se cumpla con las condiciones mínimas que requiere el ecosistema para poder seguir generando un círculo virtuoso”, indicó de la Maza.

Alicia Melgoza por su parte, abundó en que para proteger dichos espacios es necesario entender que son parte de un ensamblaje y por tanto hay que atender todos sus componentes.

“Los humedales son una forma de clasificar los grandes ecosistemas que hay en el mundo. Son aquellos puntos que tienen agua permanente o durante más tiempo en relación a su alrededor. El gran humedal son los océanos. En los continentes hablamos de lagos, ríos y hasta arroyos secos que conforman un todo. Los arroyos secos tienen un tipo de roca y tierra diferente a lo que hay alrededor y funcionan como un tipo de drenaje porque cuando llueve el agua escurre desde los pastizales y al pasar por allí se infiltra”.

Pero, explicó, cuando se corta la vegetación en un determinado sitio hay grandes escurrimientos de materia fina que llegan hasta el arroyo e impiden la infiltración.

“Estas partículas finas funcionan como un tapón y es cuando se presentan las inundaciones. La causa de esto es la tala inmoderada de árboles, el sobrepastoreo y el cambio de uso de suelo”.



-Sobreexplotación transforma humedales en sitios desérticos: Estudio

De acuerdo con el documento “La biodiversidad en Chihuahua, estudio de estado” elaborado por la Comisión Nacional para el conocimiento y uso de la biodiversidad, el desecado de manantiales presenta la misma tendencia que el abatimiento actual de los sistemas acuíferos estatales como resultado de su sobreexplotación.

Otros dos elementos causantes de la pérdida de flujo de los manantiales, indicó, son la deforestación y la pérdida de suelo en las zonas de recarga, como es el caso de la Sierra Tarahumara. Cifras oficiales de la Comisión Nacional del Agua muestran que en el estado existen 61 acuíferos, de los cuales alrededor de 30% presentan sobreexplotación lo que impacta directamente sobre la ocurrencia de manantiales y su descarga en los cauces fluviales, lacustres u otros cuerpos de agua, y transforma  humedales en sitios desérticos, por lo tanto, la tendencia de desertificación del estado se incrementa conforme se sobreexplotan sus acuíferos. 



En corto…

*Las aves migratorias, que llegan a las lagunas naturales, están protegidas en el Tratado de Libre Comercio

*Eliminar los árboles que están reteniendo el suelo de los cerros es una causa de inundaciones

*Los arroyos se utilizan como áreas recreativas y basureros, lo que genera mayores problemas de inundación

*Las presas del estado tenían cierta capacidad inicial de almacenamiento, pero se han ido llenando de tierra que llega desde las partes altas

*Es necesario mantener franjas reforestadas para que los suelos se retengan y no caigan en las presas

Este es un espacio de opinión abierto, sin embargo, los comentarios no deberán contener lenguaje soez ni ataques personales, de lo contrario serán eliminados.






Estás utilizando AdBlocker D: Quizás te interese este artículo