• Viernes 21 Septiembre 2018
  • 21:30:27
  • Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  • 22°C - 72°F
  1. Viernes 21 Septiembre 2018
  2. 21:30:27
  3. Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  4. 22°C - 72°F
  5. Siguenos en Facebook - eldiariodechihuahua.mx
  6. Siguenos en Twitter - eldiariodechihuahua.mx

Internacional

Policías blancos, objetivo del asesino de Dallas

Agencias | Sábado 09 Julio 2016 | 07:58 hrs

Agencias |

Washington.- Micah Xavier Johnson, señalado como sospechoso por el tiroteo que dejó en Dallas un saldo de al menos cinco policías muertos y otras nueve personas heridas (entre ellas dos civiles), afirmó previo a su muerte que no pertenecía a ningún grupo organizado y que sólo quería matar “policías blancos”.



“El sospechoso dijo que estaba enfadado con la gente blanca, especialmente con los policías blancos. El sospechoso declaró que no estaba afiliado a ningún grupo e indicó que hizo esto por sí solo”, anunció ayer en rueda de prensa el jefe de la policía de Dallas, David Brown.

Sin embargo, una página de Facebook le atribuye varios “Me Gusta” a movimientos militantes negros violentos clasificados como “grupos de odio”.

Johnson, un hombre de 25 años, murió horas después de un tiroteo ocurrido en medio de una manifestación en el centro y que la policía  detonara una bomba que enviaron cerca de él junto con un robot.

Según la policía local de Dallas, ya han sido entrevistados más de 200 oficiales sobre el incidente y “parece que al menos 12 agentes dispararon sus armas de servicio” durante el incidente registrado en la noche del jueves.

El diario The New York Times destacó que Johnson es el único agresor que disparó un arma en el ataque que comenzó la noche del jueves.

No obstante, por el momento, el jefe de la policía local rechazó confirmar esa información y ha hablado de “varios sospechosos” que perpetraron un ataque “bien planeado”.

Además del fallecido, la policía mantiene en custodia a tres personas, incluyendo a una mujer negra fue detenida en el mismo estacionamiento y a otros dos individuos, cuya raza no se ha dado a conocer y que habían huido del lugar de los ataques y circulaban por la autopista.

Las autoridades no revelaron qué relación mantenían esas personas con Johnson, que no tenía antecedentes penales ni vínculos con grupos terroristas, y que durante su tiempo en el ejército recibió condecoraciones.

De acuerdo con la policía, tras registrar la casa del sospechoso encontraron “material para fabricar bombas,

chalecos antibalas, fusiles, municiones y un diario personal sobre tácticas de combate”.

Johnson sirvió en Afganistán entre noviembre de 2013 y julio de 2014 y terminó su servicio en abril del 2015, precisó  el ejército estadunidense. Y de acuerdo con Cynthia Smith, vocera del Pentágono, el sospechoso también desempeñaba funciones de albañilería y carpintería.

El joven residía en Mesquite, un suburbio de Dallas, y de acuerdo con informaciones de prensa no poseía antecedentes policiales.

El orgulloso méxico-americano

El veterano de la Marina de ascendencia mexicana Patrick Zamarripa uno de los oficiales de policía que murió en el tiroteo de Dallas, había sobrevivido a tres períodos de servicio en Irak, dijo su padre Rick Zamarripa al diario Washington Post.

Cuando dejó la aval hace cinco años, comenzó a trabajar para el Departamento de policía de Dallas y recientemente comenzó a trabajar patrullando el centro.

“Él vino a Estados Unidos (de Irak) a proteger a la gente”, indicó el padre del agente. “Y ellos lo matan”, lamentó.

Cuando el padre del agente escuchó sobre el tiroteo, envió un mensaje de texto a su hijo, tal como lo había hecho otras veces para asegurarse de que estaba bien. Esta vez, por primera vez, no recibió respuesta.

En tanto, su tío, Héctor Zamarripa, aseguró que su sobrino era un orgulloso mexico-estadunidense.

El policía estaba casado y tenía una niña de dos años. Aparte de su devoción por ayudar a la gente, era hincha de los Rangers y Cowboys, señaló su padre.

 

Agentes son atacados en tres estados de EU

Las autoridades dijeron que policías fueron agredidos en Tennessee, Georgia y Missouri después de dos casos relevantes en los que agentes mataron a hombres negros.

 



Vehículos del Buró de Investigation de Georgia llegaron a la escena donde un agente estuvo implicado en el tiroteo. Foto: AP

 

El ataque en Tennessee ocurrió horas antes del asesinato de cinco policías en Dallas el jueves en la noche.

La Oficina de Investigaciones de Tennessee dijo que el agresor manifestó a los investigadores su frustración por las recientes muertes de hombres negros a manos de policías en Louisiana y Minnesota.

Un hombre en Georgia, identificado Stephen Paul Bech, llamó al número de emergencias 911 para denunciar que alguien estaba abriendo un auto y emboscó al policía enviado al lugar, lo que desató un tiroteo en el que ambos resultaron

heridos, dijeron las autoridades.

La Oficina de Investigaciones de Georgia señaló que aunque el agente fue atraído al lugar por el agresor de momento no había evidencias que relacionara con otros ataques.

El agente y el agresor sobrevivirán a sus heridas, según los médicos.

En tanto, en Missouri, un automovilista disparó contra un agente que hacía un recorrido en su vehículo policial.

El policía herido en las afueras de Saint Louis se encontraba en condición crítica aunque estable.

Los ataques en Georgia y Missouri fueron considerados por las autoridades como emboscadas.

 

No hay justificación para este tipo de ataques: Obama

El presidente Barack Obama, aseguró ayer que Estados Unidos está “horrorizado” por la matanza de policías en Dallas, Texas, y agregó que no hay justificación para tal violencia.



Seguimos sin conocer los hechos. Lo que sí sabemos es que ha habido un violento calculado y vil ataque al cuerpo policial.” Barack Obama presidente de EU
 
 
“Seguimos sin conocer los hechos. Lo que sí sabemos es que ha habido un violento calculado y vil ataque al cuerpo policial”, dijo Obama en un comunicado a la prensa.

“No hay justificación posible para este tipo de ataques y ningún tipo de violencia contra el cuerpo policiaco’’.

El mandatario ordenó izar las banderas a media asta hasta el 12 de julio en homenaje a las víctimas del tiroteo en Dallas.

Obama habló con el alcalde de Dallas, Mike Rawlings, y ofreció su apoyo y condolencias. Agregó que el FBI también está en contacto con la policía de Dallas.

Obama hizo sus comentarios desde Varsovia, Polonia, donde se reúne con los líderes de la OTAN y la Unión Europea, pero debido al incidente acortará su estancia en Europa para regresar  a principios de la próxima semana.

En tanto, la fiscal general de EU, Loretta Lynch, formuló un llamado a la calma y pidió a sus conciudadanos que “por favor no conviertan esta semana en algo normal”.

Las reacciones se dejaron escuchar también en el mundo del deporte donde importantes figuras negras como LeBron James subrayaron su rechazo a la violencia.

Este es un espacio de opinión abierto, sin embargo, los comentarios no deberán contener lenguaje soez ni ataques personales, de lo contrario serán eliminados.






Estás utilizando AdBlocker D: Quizás te interese este artículo