• Martes 25 Septiembre 2018
  • 4:19:15
  • Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  • 18°C - 65°F
  1. Martes 25 Septiembre 2018
  2. 4:19:15
  3. Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  4. 18°C - 65°F
  5. Siguenos en Facebook - eldiariodechihuahua.mx
  6. Siguenos en Twitter - eldiariodechihuahua.mx

Local

Velan a mujer víctima de su propio hijo

Miguel Chavarría/El Diario | Martes 27 Febrero 2018 | 09:57 hrs

El Diario |

Chihuahua.- El cadáver de Dolores Enríquez Luna, de 74 años de edad, fue localizado por agentes policíacos, el sábado pasado en su propia vivienda. Tenía cortes profundos en el cuello que se presume le ocasionaron la muerte y de acuerdo con vecinos de la colonia Antorcha Popular, el principal sospechoso es uno de los hijos de la víctima, quien hasta ahora permanece prófugo.



Según se dio a conocer, Jesús Adán vivía en el mismo domicilio que su madre y otros hermanos, en la calle de Mina del Vallecito y aunque ese día –el sábado— nadie escuchó gritos, tampoco titubearon en señalarlo como el presunto responsable.

De acuerdo con la Fiscalía Especializada de la Mujer (FEM), una de las residentes del área llamó al número de emergencias, luego de que uno de los nietos de Doña Dolores la encontrara sin vida.

Tras el reporte, la dependencia inició trabajos de investigación para establecer la identidad del agresor.

Previo al homicidio de Dolores Enríquez, vecinos de Antorcha Popular afirmaron a EL DIARIO que Jesús Adán, apodado “El Huaraches”, había amenazado a muerte a otra familia que habita sobre su misma calle.

“¿Por qué me quebraste el vidrio?”, preguntó alertada Carmen al hombre de 27 años que había entrado a la fuerza a su casa con un cuchillo en sus manos. Eran las 12 de la noche y el ruido estruendoso de los cristales al romperse, los despertaron a ella y a su familia. “Porque vengo a matarte, a ti y a tus hijos”, amenazó Jesús.

Esto sucedió el 5 de diciembre en la casa de Carmen, ubicada justo al lado de las vías del tren, al Norte de la ciudad. Jesús y ella eran vecinos desde hace 16 años. Vivían uno frente a otro, “antes de que 'El Huaraches' desapareciera el sábado pasado.

Con base en los testimonios, casi tres meses después de esos hechos, él habría degollado a su madre, sin embargo, la Fiscalía aún no lo ha localizado para tomarle su declaración y definir si realmente es sospechoso.

Acorde con Carmen, respecto de la ocasión en que la amedrentó, “creyó que estaba sola. Creo que por eso vino a amenazarme, pero el papá de mis hijos ya tenía 15 días de haber regresado a vivir con nosotros. Él salió a calmarlo mientras yo me escondía porque cada vez que (Jesús) me veía, en ese momento se ponía como loco. ‘Véala, tiene cara de pura maldad’, le decía al papá de mis hijos”, refirió la vecina.

“Mi esposo lo tranquilizó poco a poco hasta que se fue. Esa misma madrugada la Policía lo arrestó por 24 horas y luego lo dejaron libre. Imagínese ahora si lo agarran... A mí ya me trae en la mira”, apuntó la mujer.

Mientras vecinos se reunían ayer afuera del domicilio donde encontraron el cuerpo de Doña Dolores, dos mujeres más se acercaron al sitio: “¿Sabe si ya llegó alguien a la casa, señora?”, preguntó María, ex pareja de uno de los hermanos de Jesús, acompañada de una persona mayor. “Aún no”, contestó Carmen.

Nadie se encontraba en la vivienda en ese momento, estaban en la funeraria Miranda, donde sólo familiares velaron el cuerpo de Dolores Ramírez. En el sitio, había 18 personas, algunas cantando alabanzas de despedida, frente a un ataúd abierto.

“La vamos a extrañar, descanse empaz (sic)”, rezaba una frase en un libro colocado en la Capilla Uno. “Ya nos cuidaste, le toca el turno a mi mamá, a mi abuelo, que están en el cielo. Descansa en paz, abuelita. Le extrañamos”, decía otra.

“Todos sus hermanos lo están buscando”, dijo otra vecina. “De hecho según esto lo vieron rondando en Chihuahua 2000, pero que se subió al camión cuando lo empezaron a corretear”, comentó sobre rumores del paradero de Jesús.

La mujer apuntó que él (Jesús) no maltrataba a su madre, que tenían una buena relación familiar. También comentó que Dolores le regalaba dinero para que así evitara robar en las calles, pues al parecer él consumía varias drogas en un parque cercano a su casa.

“Jamás pensé que le fuera a pasar algo así [a Dolores]. No me cabe en la cabeza”, dijo la mujer ensimismada.

Este es un espacio de opinión abierto, sin embargo, los comentarios no deberán contener lenguaje soez ni ataques personales, de lo contrario serán eliminados.






Estás utilizando AdBlocker D: Quizás te interese este artículo