• Sábado 20 Octubre 2018
  • 3:49:58
  • Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  • 15°C - 60°F
  1. Sábado 20 Octubre 2018
  2. 3:49:58
  3. Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  4. 15°C - 60°F
  5. Siguenos en Facebook - eldiariodechihuahua.mx
  6. Siguenos en Twitter - eldiariodechihuahua.mx

Economia

Tres de seis refinerías en México trabajan a medio gas o menos

Excélsior | Miércoles 17 Enero 2018 | 07:34 hrs

Agencias |

Ciudad de México.- Pese a que algunas de ellas ya deberían estar operando normalmente, al menos tres de las seis refinerías que hay en México siguen trabajando a medio gas o menos.

La planta Lázaro Cárdenas, de Minatitlán, Veracruz,  sólo continúa trabajando al 40 por ciento de su capacidad, mientras que la Antonio Dovalí, de Salina Cruz, Oaxaca se encuentra a 60 por ciento, y la Francisco I. Madero de Ciudad Madero, Tamaulipas, aún sigue sin operar, de acuerdo con autoridades y trabajadores de Pemex.

A poco más de cuatro meses de iniciado el mantenimiento mayor y menor de la refinería Francisco I. Madero de Pemex, en el sur de Tamaulipas, las instalaciones petroleras permanecen inoperantes, prevén se prolonguen el paro operativo hasta principios del mes de marzo del año en curso, cuando se tenía previsto que en diciembre pasado ya entrara en operación normal.

 



Con una inversión superior a los tres mil millones de pesos, estas instalaciones ubicadas en el municipio de Madero, desde el mes de agosto comenzaron con este mantenimiento en las 22 plantas que componen el complejo.

Omar García Vázquez, vocero de la paraestatal en el sur de Tamaulipas, señaló que los avances en estas labores de mantenimiento son escalonadas, de la misma forma en que fueron dejando de operar desde el mes de agosto del 2017.

Se estima que una vez que concluya la modernización de la refinería Francisco I. Madero se produzcan 190 mil barriles de hidrocarburos diarios.

En el sur de Veracruz, el presidente de la Comisión de Vigilancia de la Sección 10 del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana (STPRM) informó a medios locales que la refinería Mina 2 redujo su capacidad de producción, pero que con el 40 por ciento que en este momento produce la planta apoya la producción nacional junto con las refinerías de Tula, Salina Cruz y Salamanca.

No obstante, las versiones de los trabajadores son en el sentido de que la refinería ha presentado tantos problemas (recientemente una torre colapsó) que la producción, si acaso, llega a ser del 15 o 20 por ciento de lo que anteriormente producían.

"Si tomamos en cuenta que aquí se producían diariamente más de 71 mil barriles y ahora a veces alcanzamos 15 mil, pues sí es de preocuparse”, mencionó Ernesto, uno de los trabajadores.

 

En Oaxaca

La refinería Antonio Dovalí de Salina Cruz, región del Istmo, opera a 60 por ciento de su capacidad como parte del proceso de reanudar las actividades, luego de distintos incidentes derivados a consecuencias de los eventos meteorológicos y sísmicos del año pasado.

De acuerdo con fuentes de Pemex, actualmente la planta se encuentra operando con un proceso de unos 150 mil de barriles diarios de crudo, que atienden la demanda local y nacional.

La refinería se compone de 28 plantas de refinación, seccionadas en dos trenes de operación; éstas producen independientemente destilados del petróleo; la empresa reconoció que uno de estos trenes está parado.

En diciembre, Pemex difundió que “sólo se esperan las condiciones técnicas para iniciar con la actividad”, pero a la fecha se desconoce cuando normalizará su productividad la más importante refinería del país.

Lo cierto es que desde junio del año pasado, con el incendio en el cuarto de bombas donde murió un bombero de la empresa, así como los desperfectos supuestamente originados por los sismos y sus réplicas registradas en septiembre, la operación de las empresa no ha conseguido el 100 por ciento.

La refinería de Salina Cruz reinició operaciones a principios del pasado mes de noviembre, aportando a la demanda local y nacional de combustibles.

Posteriormente, el jueves 7 de diciembre, hubo alerta entre habitantes del puerto por fumarolas vistas desde el exterior de la refinería. La empresa argumentó prácticas contra incendio en ataque a fuego abierto, que no presentaron riesgo a las instalaciones y mucho menos a las colonias aledañas, por lo que no fue necesario la evacuación del personal administrativo.

"La realización de esta práctica, se reportó de forma temprana a Protección Civil de Salina Cruz”, sostuvieron autoridades.

Con información de Héctor González, Lourdes López y Patricia Briseño

 

Sube 54.3% tomas de huachicol

 

Entre enero y noviembre de 2017, Petróleos Mexicanos (Pemex) registró un total de 9 mil 509 tomas clandestinas a sus ductos, cifra que representa un crecimiento de 54.3 por ciento en comparación a los ilícitos cometidos en el mismo periodo de 2016.

El número de ataques a la infraestructura de la empresa es la más alta nunca registrada por lo que demuestra que los denominados huachicoleros siguen operando a pesar de los operativos y estrategias que implementa el gobierno federal.

Pemex señala que las 9 mil 509 tomas clandestinas de enero a noviembre del año pasado representan 3 mil 348 ilícitos más en comparación a los 6 mil 161 del mismo periodo del año anterior.

La cifra del año pasado, también representa 38 por ciento más en comparación a las tomas que en total alcanzaron en todo 2016.

 



Este crecimiento y el constante ataque a su infraestructura se alcanza aun cuando la empresa asegura que se encuentra trabajando en coordinación con la Secretaría de Hacienda, así como con las autoridades judiciales y militares.

Ante esto, Pemex se ha negado a dar a conocer las pérdidas económicas que sufrió en gran parte de 2017, con el argumento de que se trata de un asunto de seguridad nacional que la pondría en un estatus vulnerable ante posibles atentados y en desventaja comercial con el resto de los competidores.

El reporte señala que del total de ilícitos, el 17.8 por ciento se localizaron en Guanajuato, manteniéndolo como el estado con el mayor índice delictivo.

Otra de las entidades que mantiene un alto índice delictivo es Puebla, con un total de mil 343 perforaciones ilegales.

Dicho estado es el que mayores conflictos ha generado en los últimos años, pues además de las explosiones que han dejado un número importante de muertos, también se han registrado enfrentamientos entre los huachicoleros y militares.

En el caso de Tamaulipas, que durante años se mantuvo como la entidad con el mayor número de tomas clandestinas, actualmente se ubica en el tercer sitio con un total de mil 33.

Este es un espacio de opinión abierto, sin embargo, los comentarios no deberán contener lenguaje soez ni ataques personales, de lo contrario serán eliminados.






Estás utilizando AdBlocker D: Quizás te interese este artículo